sábado, 30 de julio de 2016

El desenfreno de la carne



Es poderoso penetrar en la plenitud del delicioso
desenfreno de la carne, 
Entregar cuerpo y alma al abismo que hay oculto en nosotros.
Rozarse la lengua con las cumbres de la vida,
tocando el esplendor de ese misterio.

Sentir de pronto algo que será Inolvidable, Oculto... Salvaje 
Algo que jamás descifraremos.
 
                                                                  


" Porque con el placer no se jue­ga. Él es nosotros." (Clarice Lispector)



2 comentarios:

María Perlada dijo...

Desenfreno de la pasión, de la entrega, del latido...

Un beso enorme, mi preciosa Amie.

El intimista secreto dijo...

Cuando se ama, cuando se desea, disfrutar el uno del otro es el desenfreno de la carne. Perfecto cuando no se está atado a recuerdos, cuando no existen otros pensamientos. Ojalá pueda volver a vivir algo así. Tus palabras siempre son una inspiración. Besos, Amie.